El Quijote se va a la Luna

El ingenioso hidalgo de la Mancha parte de Toledo hacia la Luna para emprender un viaje por el espacio en busca de su amada Dulcinea y en compañía de su fiel escudero Sancho Panza, en la aventuras que relata a lo largo de 280 páginas el segoviano José de Lucas en su nuevo libro “Don Quijote entre constelaciones“.

“Leer el Quijote, mirando a las estrellas” es una de las posibles lecturas que tiene el libro de este escritor aficionado quien, ya jubilado, ha cruzado en esta publicación la mitología de las estrellas y sus conocimientos sobre astronomía con las aventuras de la novela cervantina.

De Lucas ha explicado a Efe que el Quijote comienza su viaje estelar en la ciudad de Toledo, desde donde, en cuestión de microsegundos -“cosas de la ficción”, apunta- llega a la Luna montado en su cabalgadura para recorrer el Jardín de las Hespérides o los cúmulos estelares de las híades y las pléyades en la constelación de Tauro.

En esta ocasión, el Hidalgo de La Mancha no se encontrará con molinos de viento, pero sí se enfrentará a la figura de Orión -el gigante que dibuja en el cielo esta constelación- y visitará la constelación de Géminis y la estrella Arturo.

José de Lucas reconoce que muchas partes del libro son fieles a la aventura escrita por Miguel de Cervantes, pero hay otras muchas recreaciones del libro original, como la que ocurre en el planeta Venus, donde el autor rescata el episodio en el palacio de los Duques.

El autor segoviano asegura que escribe para divertirse, sin ánimo comercial, lo que hace entender la limitada tirada del libro, 2.000 ejemplares que se venden por Internet y por el “boca-oreja”.

No es el primer libro que escribe, ya que ha publicado otros relacionados con el cielo y con el Quijote, pues su afición por la astronomía y su debilidad por el caballero manchego le han inspirado títulos como “El Cielo contado por los abuelos” o “Don Quijote en los despachos”.

Éste último libro, en el que De Lucas hace una trasposición del el Quijote a la vida de los empresarios, fue muy popular ya que varias empresas lo compraron para sus empleados.

La fundación del Observatorio Astronómico de La Hita, en la Puebla de Almoradiel (Toledo), ha acogido hace unos días la presentación de “El Quijote entre constelaciones” con el fin de continuar su labor de divulgación científica.

Sobre la locura que mantiene con vida al Quijote en este libro, su autor señala: es la locura de emprender un viaje en busca de un sueño -Dulcinea, en este caso-, aunque para ello tengas que recorrer el espacio.

Para De Lucas, las personas deberían emprender ese viaje en algún momento su vida, pero no desvela si, en esta ocasión, el Quijote estelar regresa a la Tierra, a la ciudad de Toledo, con sus objetivos cumplidos.

Fuente: ABC

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: